ANTI-INFLAMATORIO NATURAL

El dolor en los huesos y articulaciones es uno de los principales problemas que afectan a la población mundial. Ya sea que estés padeciendo de este problema o esté buscando una alternativa natural para algún particular, te invito a conocer uno de los mejores remedios caseros que he conocido. Son contracciones de los músculos de las manos, los dedos pulgares, los pies o los dedos de los pies. Por lo general son breves, pero pueden ser intensos y dolorosos.

Consideraciones
Los síntomas dependen de la causa. Pueden incluir:

  • Calambres
  • Fatiga
  • Debilidad muscular
  • Entumecimiento, hormigueo o sensación de hormigueo
  • Fasciculaciones
  • Movimientos rápidos, sin propósito e incontrolables
  • Los calambres en las piernas por la noche son comunes en los adultos mayores.

Causas
Los calambres o espasmos en los músculos con frecuencia no tienen una causa clara.

Las posibles causas de los espasmos en las manos o los pies abarcan:

  • Niveles anormales de electrólitos o minerales en el cuerpo
  • Trastornos cerebrales, como mal de Parkinson, esclerosis múltiple, distonía y enfermedad de Huntington
  • Enfermedad renal crónica y diálisis
  • Daño a un solo nervio o a un grupo de nervios (mononeuropatía) o a múltiples nervios (polineuropatía) que están conectados a los músculos
  • Deshidratación (no tener suficientes líquidos en el cuerpo)
  • Hiperventilación, que consiste en respiración rápida o profunda que puede ocurrir con ansiedad o pánico
  • Calambres musculares, usualmente ocasionados por sobrecarga durante prácticas deportivas o por la actividad laboral
  • Embarazo, con mayor frecuencia durante el tercer trimestre
  • Trastornos tiroideos
  • Muy poca vitamina D
  • Uso de ciertos medicamentos
  • Cuidados en el hogar
  • Si la deficiencia de vitamina D es la causa, el proveedor de atención médica puede sugerir suplementos de vitamina D. Los suplementos de calcio también pueden ayudar.

Estar activo también ayudará a mantener sus músculos relajados. El ejercicio aeróbico, especialmente la natación, y los ejercicios de fortalecimiento también sirven. Pero se debe tener cuidado de no realizar demasiada actividad, lo cual puede empeorar los espasmos. Tomar bastante líquido durante el ejercicio es igualmente importante.

MIRA EL SIGUIENTE VIDEO PARA MAS:

Compartir con tus familiares y amigos para que aprendan a cuidar su salud.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *